No son fallidos, no son menos, no merecen menos respeto, son PERSONAS.

Todos hemos comprobado en algún momento de nuestra vida que cuando alguien le da valor a lo que hacemos nos sentimos bien, recorfontados y nos da fuerza para seguir. Yo tengo que decir que cuando empecé por aquí nunca creí llegar a tanta gente, ha sido el valor que vosotros me habéis dado lo que ha hecho que siga y tenga fuerza. Cada comentario, cada mensaje y vuestro cariño.

Me preguntaba ¿por qué no hacemos eso mismo con las personas nombradas por su discapacidad? ¿Por qué no le damos valor a lo que hacen? No solo hay que rectificar lo que hacen mal, sino valorar todas las cosas buenas que tienen, que son muchas. No son fallidos, no son menos, no merecen menos respeto, son PERSONAS.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: