A los Radikales Desadaptados

Muchas veces sentí vergüenza por no saber si lo había escrito bien… pero daba igual.

Muchas veces sentí que no tenía que contar algo íntimo a desconocidos…pero daba igual.

Muchas veces sentí que no era mi sitio… pero daba igual.

Muchas veces sentí que no tenía los conocimientos suficientes para formar parte de todos vosotros…pero daba igual.

Muchas veces sentí que no comprendía lo que estabais diciendo…pero daba igual.

Muchas veces sentí que no debía haber dicho algún comentario…pero daba igual.

Muchas veces sentí que no sabía explicar realmente lo que quería…pero daba igual.

Muchas veces sentí que mi nivel económico, cultura, educación o modo de vida era muy diferente al vuestro…pero daba igual.

Muchas veces sentí que tenía que estar porque quería aprender, quería empaparme de vuestro saber, quería conocer otras vidas, otras experiencias, otros miedos, otras personas. Daba igual siempre que sentía algo; podía creer que no debía contar algo, podía sentir vergüenza, creerme inferior en algunos aspectos…pero SIEMPRE daba igual porque en realidad nada de eso importaba, creíais en mí tal y como era. Eso hizo sentirme más segura e ir creciendo dentro de mí algo que en otras ocasiones no había tenido: una confianza brutal en que lo que hacía era lo correcto y me hice fuerte, me hice grande en algunos aspectos. Quizás es que eso era lo importante.

Tengo que decir que os necesitaba mucho…tanto que no os podéis imaginar.

Gracias por enseñarme tanto, por escucharme tanto, por valorarme tanto, por quererme tanto. Y tanto, tanto, tanto….GRACIAS, es un orgullo formar parte de todos vosotros.

¡Os quiero mucho!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: